Galería de ImágenesNoticiasVirus y Pandemias

La OMS advierte sobre los riesgos de un desconfinamiento demasiado rápido

El director general de la organización insiste en que la emergencia global se declaró el 30 de enero cuando solo había 82 casos fuera de China: “El mundo debería haber escuchado a la OMS”

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS) Tedros Adhanom Ghebreyesus declaró hoy durante una conferencia de prensa celebrada, en Ginebra, que «el mundo tendría que haber escuchado a este organismo desde finales de enero cuando se lanzó la primera señal de alarma respecto al peligro por el nuevo coronavirus».

Una vez más, Tedros defendió, ante la prensa, su gestión de la crisis sanitaria global, que ha sido duramente criticada por su lentitud y por apoyar abiertamente al gobierno chino. Estados Unidos, el país que ha reaccionado con más virulencia, ha llegado incluso a retirar temporalmente su contribución financiera al presupuesto del organismo.

Interrogado sobre las medidas de desconfinamiento tomadas por numerosos países, entre ellos España y Brasil, Tedros advirtió que el mandato de la agencia sanitaria de la ONU no permite «forzar a los países a aplicar sus recomendaciones». «Es importante escuchar lo que dice la OMS», añadió el experto etíope.

«No podemos obligar a los países a cumplir nuestras recomendaciones, pero los países que lo están haciendo durante la actual pandemia están logrando mejores resultados», aseguró. «La urgencia mundial se declaró el pasado 30 de enero», afirmó el máximo representante del organismo. «En este momento había en el mundo 82 casos y ninguna víctima mortal».

Según el dirigente de la OMS, este organismo aconsejó a los gobiernos de los países miembros de poner en marcha una política global en materia de salud pública en la que se estableciera un plan para hacer test de diagnóstico, aislar los casos positivos y buscar a todos los contactos para frenar la propagación del virus.

«Cada país hubiera podido activar todas las medidas de salud pública posibles porque la OMS brinda la mejor asesoría posible en base a pruebas científicas. Sin embargo, «los países pueden aplicarlas o no y en este caso asumen su responsabilidad ya que no tenemos potestad para que acaten nuestras recomendaciones», reiteró.

Líderes como el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, o el mandatario de Estados Unidos, Donald Trump han rechazado las recomendaciones de la OMS y ahora preconizan una política de desconfinamiento, a pesar de no haber alcanzado aún el pico de la pandemia. Otros países, como los del continente europeo, se dirigen hacia un confinamiento más prudente.

Tedros argumentó que la pandemia no se encuentra en la misma fase en todos los países del mundo y que la situación en algunos países europeos no tiene nada que ver con la de Estados Unidos o Brasil. «La pandemia está lejos de haber terminado y las cifras están aún infravaloradas», concluyó.

Etiquetas
Suscribirse
Notificarme
guest
0 Comentarios
Opiniones en linea
Ver todos los comentarios
Botón volver arriba
0
Nos encantaría saber lo que piensas, por favor comenta.x
()
x
Cerrar
Cerrar