[adinserter block="1"]
AccidentesGalería de ImágenesNoticias

Una guardería en China devastada por una terrible explosión

Una guardería de la ciudad de Fengxian, en la provincia china de Jiangsu, al este del país, se vio afectada hoy por una terrible explosión que según el primer balance había dejado al menos 7 muertos y 66 heridos, muchos de ellos niños y sus familiares, según informó la emisora local CGTN.

[adinserter block=»5″][adinserter block=»4″]Las imágenes difundidas por las redes sociales chinas permitían ver una espectacular llamarada de fuego que se elevaba desde las inmediaciones del recinto infantil y las subsiguientes escenas de caos, con cientos de personas huyendo del lugar.

Otras fotos difundidas en el espacio virtual permiten apreciar decenas de cuerpos -muchos de ellos de infantes- tirados en el suelo inermes, madres abrazadas a sus pequeños ensangrentados y algunos hasta desnudos, con las ropas quemadas por el fogonazo.

Según la agencia Xinhua, la detonación se produjo poco después de las 4:50 de la tarde (hora local) justo cuando los padres recogían a los menores, y devastó la entrada del recinto.

«Escuchamos un estallido y pensamos que se trataba de una explosión de la bombona de gas de algún comercio de comida cercano», declaró un comerciante cercano a la página web Sohu. «Puede haber muerto mucha gente«, añadió otro testigo.

La cifra de víctimas mortales podría incrementarse ya que al menos 9 de los heridos se encuentran en estado crítico, precisó la televisión estatal.

«La policía y otras unidades acudieron rápidamente al escenario de la explosión, rescatando a las víctimas y dando inicio a una investigación sobre lo ocurrido», manifestaron las fuerzas de seguridad a través de Weibo, el Twitter chino.

Se desconoce si se trata de un accidente o un acto deliberado. En China son recurrentes las tragedias de este tipo protagonizadas por individuos que recurren a explosivos improvisados para vengarse en disputas personales.

El pasado 9 de mayo un autobús que transportaba a pequeños de otra guardería en la provincia de Shandong fue devastado por las llamas en un suceso que acabó con la vida de 11 niños, un profesor y el conductor del vehículo. La policía informó ulteriormente que el fuego había sido avivado por el propio chófer, enfadado por una disputa salarial.

Durante 2010 la nación asiática sufrió toda una serie de ataques contra colegios e instituciones lectivas de individuos con problemas mentales o simples agravios en una sorprendente espiral de incidentes similares en las que los agresores apuñalaron a decenas de menores, dejando un trágico legado de muertos y heridos.

Un lúgubre evento que se reprodujo el pasado mes de enero en la región sureña de Guangxi, donde otro desequilibrado apuñaló a 11 estudiantes, hiriendo a tres gravemente.

En 2001, una pelea personal entre el dueño de una tienda donde se acumulaban explosivos y un visitante acabó con el segundo volando todo el edificio y matando a 69 personas en uno de los incidentes más graves de este tipo.

(Fuente: elmundo.es)

 

Etiquetas
Suscribirse
Notificarme
guest
0 Comentarios
Opiniones en linea
Ver todos los comentarios
Botón volver arriba

0
Nos encantaría saber lo que piensas, por favor comenta.x
()
x
Cerrar
Cerrar