Fenómenos MeteorológicosGalería de ImágenesNoticias

El ciclón más fuerte de la India en las últimas dos décadas toca tierra

Hay un millón de evacuados y varios muertos en el estado de Odisha aunque ha perdido fuerza en las últimas horas

El ciclón Fani, calificado de “extremamente severo”, ha tocado tierra este viernes en la India después de haber obligado a evacuar a más de un millón de personas. A su paso acumula varias muertes –según las fuentes varían entre tres y siete– y decenas de heridos por los vientos de hasta 205 kilómetros por hora y las intensas lluvias.

La tormenta ha cruzado la región alcanzando desde las montañas del Tíbet, dejando fuertes nevadas, hasta zonas desérticas cercanas a Pakistán provocando virulentas tormentas de polvo. El fuerte oleaje en el mar arábico ha cerrado varios puertos, el aeropuerto de Calcuta en la India está cerrado y se han cancelado hasta 200 trenes en todo el país.

Fani es un ciclón de grado 5, “extremadamente severo” que equivale a un huracán de categoría 3. Una fuerza que ha alcanzado tras sobrevolar el océano durante diez días. La construcción de las casas, muchas con tejados de paja, han contribuido a un desastre aún mayor.

Árboles arrancados, tejados enteros volando por los aires, coches que se tambalean hasta volcar e incluso una enorme grúa cayendo sobre varias viviendas cercanas son algunas de las imágenes que las televisiones locales emiten una y otra vez desde que el ciclón tocó tierra a las 08.00 hora local (02.30 GMT) cerca de Puri.

En las labores de rescate participan la NDRF y las fuerzas de seguridad de Odisha, mientras que la Armada informó en Twitter del envío de cuatro buques con productos de ayuda y compartió imágenes en las que se pueden ver bidones, carpas y otros materiales. Muchas vidas fueron salvadas gracias a la evacuación previa en las áreas más afectadas.

La peor parte se la ha llevado el estado de Odisha y tras tocar tierra, el ciclón tropical parece haber perdido fuerza mientras se dirige a las zonas más pobladas de la India. En Bangladesh se esperan en las próximas horas vientos de hasta 80 kilómetros por hora, si bien sus efectos ya se sienten hoy y, de hecho, se ha registrado al menos una víctima mortal por la caída de un árbol en el distrito de Bagerhat Sur.

La costa india suele sufrir el paso de ciclones de manera habitual, si bien no lo es tanto la época del año en la que se ha registrado la llegada de Fani. La temporada alta de estos fenómenos suele ser entre octubre y diciembre, de hecho, el octubre pasado el ciclón Titli, catalogado de “muy severo”, dejó unos sesenta muertos a su paso por el estado de Odisha.

A través de
La Vanguardia
Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Inicia sesión o comenta como invitado
avatar
  Suscribirse  
Notificarme
Botón volver arriba

Cerrar