Galería de ImágenesNoticiasOtros Mundos

Un asteroide potencialmente peligroso nos visitará el 17 de febrero

Cuando apenas hace un año que la Tierra se sobresaltó por la explosión aérea de un meteoro sobre los cielos rusos mientras que el mundo miraba justo en dirección contraria tratando de observar el asteroide DA14 2012, tenemos que volver a echar la vista al cielo ya que el próximo 17 de febrero nos visitara una de estas rocas espaciales, un asteroide cercano a la Tierra o NEO, conocido como 2000 EM26, con un diámetro estimado de unos 270 metros se desplaza a una velocidad de 12.37 km/s, un sutil recordatorio de los peligros que se esconden en nuestro sistema solar. Pero tranquilos, su máximo acercamiento le situara a 0.019 UA, unas 7, 4 veces la distancia que nos separa de la Luna.

La red de telescopios automáticos Slooh cubrirá el acercamiento de 2000 EM26, que podrá ser observado durante la madrugada del día 18, a las 02:00 UTC y podrás verlo en directo desde las Islas Canarias en Slooh.com. La secuencia de imágenes estará acompañada por debates liderados por el anfitrión Slooh y astrónomo Bob Berman, el director técnico de Slooh Paul Cox, y como invitado especial el Dr. Mark Boslough, experto en impactos planetarios y catástrofes globales. SI lo deseas podrás realizar preguntas vía Twitter mediante el hashtag #asteroid.

Slooh realiza un seguimiento rutinariamente de los objetos potencialmente peligrosos (tanto los asteroides y cometas) cuyos tamaños son lo suficientemente grandes, y cuyas órbitas los llevan lo suficientemente cerca de nuestro planeta, que tienen el potencial de causar un daño significativo en el caso de impacto. Desde 2008, Slooh ha cubierto el paso de numerosos asteroides que se han acercado a la Tierra, incluidos los asteroides 2012 LZ1, Toutatis y Apophis.

‘Un asteroide desconocido parece golpear nuestro planeta y causa daños o lesiones una vez por siglo más o menos, ya que fuimos testigos el 20 de junio de 1908 y el 15 de febrero de 2013. Cada pocos siglos, impacta contra nosotros un asteroide aún más masivo, por suerte suelen caer en los océanos o en paramos desiertos como la Antártida» comento Berman.

‘Continuamos descubriendo estos asteroides potencialmente peligrosos sólo días antes de que hagan sus acercamientos a la Tierra» señalo Paul Cox.

Hace un año, el 15 de febrero de 2013, el mundo fue testigo de dos increíbles acontecimientos y mientras que esperábamos la agradable visita del asteroide 2012 DA14, una roca de 40.000 toneladas y unos 30 metros de diámetro, Rusia se despertaba con la desagradable noticia de una explosión aérea provocada por una roca de unos 14 metros y que provocó daños por valor de varios millones de euros, y aunque la mayoría de los heridos sufrieron daños por los cristales rotos caídos de los edificios, no se perdieron vidas.

2012 DA14 fue el objeto más cercano de ese tamaño que se ha acercado a la Tierra desde hace al menos un siglo, Slooh pudo seguir la trayectoria con éxito desde su observatorio de las Canarias.

Pero el que se ha dado a conocer como el meteorito de Chelyabinsk era mucho más pequeño y aunque exploto a una altitud de unos 30 kilómetros, la energía liberada, el equivalente a más de 20 bombas atómicas (aproximadamente 460 kilotones de TNT) fue registrada por sismógrafos de todo el planeta.

Para conmemorar el evento del 15 de febrero, el gobierno ruso anunció que diez medallas de oro que serían entregadas a los ganadores de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2014 en Sochi levarían incrustadas un fragmento de este meteorito.

(Fuente: globedia.com)

Etiquetas
Suscribirse
Notificarme
guest
0 Comentarios
Opiniones en linea
Ver todos los comentarios
Botón volver arriba
0
Nos encantaría saber lo que piensas, por favor comenta.x
()
x
Cerrar
Cerrar