El huracán Matthew podría provocar un repunte del cólera en Haití

El país no ha logrado superar aún la epidemia que comenzó tras el terremoto de 2010


Una vez que Haití haya contado los muertos dejados por el paso del devastador huracán Matthew, tendrá que concentrarse, y rápido, en cuidar de los vivos. Las fuertes inundaciones y destrucción de la ya de por sí precaria infraestructura en el país más pobre de las Américas multiplican los riesgos de enfermedades, especialmente una que se ha cebado con los haitianos desde el terrible terremoto que lo sacudió en 2010, el cólera, según ha advertido la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el brazo regional de la OMS.



Desde que el cólera, que se daba por erradicado en el país, volvió a Haití en 2010, de manos de las fuerzas de paz de la ONU que llegaron a ayudar tras el terremoto, tal como admitió Naciones Unidas en agosto, se han registrado más de 790.000 casos de cólera, 9.300 mortales. Tan solo este año, antes del paso de Matthew, el Ministerio de Salud haitiano había activado alertas rojas de cólera para 12 municipios en cuatro departamentos.

El temor es que el huracán y su oleada de destrucción, producida justo en época de lluvias, puedan empeorar una situación que no ha dejado de preocupar a los expertos en salud en el último lustro. Y no se trata solo del cólera, advierte Jean Luc Poncelet, representante de la OPS en Haití.

“Después de acontecimientos como un huracán, que hace perder el techo a una cantidad de población tan grande, se espera no solo cólera, sino diarreas agudas e infecciones respiratorias agudas”, alertó en conversación telefónica con EL PAÍS desde Puerto Príncipe. “Estamos muy preocupados porque las condiciones ambientales, el hecho de no tener sistemas de agua, puede ser un riesgo en el caso de Haití”, sobre todo por el peligro de que no se respeten las reglas de higiene y potabilización del agua, explicó.

Además, persisten otras amenazas. Aunque los mosquitos se ven “tan afectados como la población inmediatamente después de un huracán”, entre cuatro y ocho semanas más tarde, la OPS ha observado en el pasado un incremento del insecto transmisor de enfermedades como el dengue, el chikungunya y, también, el virus del Zika, señaló Poncelet. Otra de las preocupaciones de los expertos en salud en este país tras Matthew es el riesgo de que se incrementen los casos de malaria, agregó.

Cólera en Haití

Por ello, la OPS, que ya ha reforzado su presencia en el país, está preparando un “proyecto especial” para realizar un programa de control de vectores que se espera empiece a comenzar en dos semanas.

El experto reiteró el llamamiento de las organizaciones internacionales a que se ayude a Haití, aunque subrayó la importancia de que esta llegue de forma “coordinada y bien dirigida” a través de las agencias e instituciones que ya están establecidas en el país.

(Fuente: elpais.com)

 


COMPARTE EN
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Bitacoras.com
  • BarraPunto
  • Delicious
  • Reddit
  • Add to favorites
  • RSS