Encuentran dos virus informáticos en la mayor central nuclear de Alemania

No existe peligro para el personal o la población, porque han sido «aislados», según los responsables de la planta


Un día después de conmemorarse los 30 años del accidente de Chernóbil, la eléctrica alemana RWE (Rheinisch-Westfälisches Elektrizitätswerk) –el segundo productor de energía en Alemania después de E.ON. – ha reconocido el miércoles que su central nuclear de Gundremmingen –en servicio desde hace 40 años– ha sido víctima de los virus informáticos «W32.Ramnit» y «Conficker».



Ubicada a orillas del Danubio a 120 kilómetros de la capital bávara de Múnich, la central nuclear de Gundremmingen con 1,3 gigavatios de potencia es la de mayor producción de todo el sistema energético alemán. El nivel de alerta según RWE es «N», de normal, ya que el virus ha sido aislado.

Los virus fueron descubiertos en un ordenador utilizado para visualizar datos relativos al movimiento de las barras de combustible, una de las maniobras más sensibles en la operación de cualquier central nuclear. También se encontraron diferentes ejemplares de malware en 18 unidades externas, la mayor parte de ellas memorias USB, aunque en este caso en equipos teóricamente aislados de la actividad operativa.

La revelación ha provocado una investigación por parte de la oficina federal de seguridad informática (BSI) y de la que está al corriente el consejo de seguridad nuclear. Según la central, no existe peligro para el personal o la población, ya que todas las áreas sensibles de la instalación están desacopladas y no están conectadas a internet.

El hallazgo se ha realizado a exactamente una semana que la ministra de Medioambiente Barbara Hendricks pidiera por razones de seguridad la desconexión temporal de las centrales nucleares Tihange 2 y Doel 3, en Bélgica en la frontera con Alemania. Lo que provocó un pequeño sismo diplomático entre las carteras de Medioambiente de ambos países.

El apagón nuclear para 2020 anunciado por la canciller alemana Angela Merkel después del accidente nuclear de Fukushima sigue en pie, aunque muchos dudan que pueda sostenerse el consumo sin energía nuclear. Según Berlín, la central de Gundremmingen debiera dejar de funcionar definitivamente en 2021.

Virus informáticos central nuclear de Alemania

W32.Ramnit es un programa diseñado para robar ficheros de ordenadores que ejecuten los sistemas operativos de Microsoft, como señala Symantec. Fue descubierto en 2010 y una de sus vías de contagio son las unidades USB, aunque también puede entrar a través de internet. Una vez en el sistema, el programa permite al atacante controlar de forma remota el PC.

Por su parte, Conficker fue descubierto en 2008 y se distribuye mediante redes, pero también copiándose a sí mismo en unidades de disco extraíbles.

(Fuente: abc.es)

 


COMPARTE EN
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Bitacoras.com
  • BarraPunto
  • Delicious
  • Reddit
  • Add to favorites
  • RSS